25.7.19

Fantásticas Galletas de Avena y Chocolate negro....



Es mágico el olor y el ambiente que puede generar hornear una sola bandeja de galletas  y más cuando son estas de avena y chocolate negro. Para esta ocasión he decidido utilizar un gran trozo de chocolate negro picado a cuchillo pero si lo prefieres puedes utilizar gotas o  chocolate rayado.  La combinación de estos dos ingredientes es una explosión de sabor que os la recomiendo. Son ideales para que tus hijos se lleven de merienda al colegio o para merendar  toda la familia.  Vamos a preparar juntos estas sutiles galletas…

¿Qué necesito?
1 huevos.
80 gr de mantequilla a temperatura ambiente.
120 gr de avena en copos.
60 gr de harina  para todo uso.
90 gr de azúcar moreno.
1 cucharadita  de levadura química.
1 cucharadita de esencia de vainilla.
1 pizca de sal (muy pequeña)
150 gr de gotas  de chocolate negro o chocolate cortado a cuchillo.

¿Cómo lo hago?

Precalentar el horno a 180º y preparar dos bandejas con papel de hornear.
Derretir la mantequilla y dejar enfriar a temperatura ambiente.
Batir en un bol el azúcar con el huevo, la esencia y la sal.
Mezclar en otro recipiente los copos de avena con la mantequilla derretida.
Tamizar la harina junto  la levadura.
Mezclar las tres preparaciones con una cuchara de madera. Y añadir el chocolate picado. Si quieres puedes reservar un poco de chocolate para colocarlo sobre las galletas antes de hornearlas.
Mezclar hasta que los ingredientes se integren y la masa quede homogénea y un poco pegajosa.
Forma las galletas con una cuchara para  helado para que te queden del mismo tamaño.
Hornear las galletas durante unos 12-15 minutos o hasta que estén ligeramente doradas. Si las quieres más secas y crujientes puedes dejarlas un poco más de tiempo , pero cuidad que no se te quemen¡¡¡
Os aseguro que las haréis unas cuantas veces  porque todos quedaran encantados con ellas… como cuando alguien ve por primera vez una película de Harry Potter y quiere ver toda la saga. Son así de adictivas.
Espero que les gusten y hasta la próxima entrada¡¡¡





18.7.19

Espectaculares Tejas -con y sin almendras-


Aunque parezca mentira esta receta la escribí hace tres años. En el 2015 estaba viendo por YouTube una receta del canal Cocineros argentinos que es un programa de televisión que emiten  en Argentina, que me gusta muchísimo y me dije… tengo que hacer esta receta,  me parece muy fácil, rápida y deliciosa.  Entonces ocurrió que  para la Navidad del 2014  mi querida  amiga Eugenia me regaló un cuaderno con hojas en blanco con una exquisita dedicatoria donde  decía que pusiera las recetas que más me gustan y la primera fue esta receta la cual llamé “galletas con almendras para el café”  pero que en verdad son unas clásicas tejas…  estas galletas tienen la particularidad de ser súper crujientes cuando están frías pero recién salidas del horno se les puede dar la clásica forma ondulada de teja.
A algunas  les  puse unas almendras fileteadas para darle un sabor más delicioso y a otras sin almendras… las dos están buenísimas,  te invito a que las prepares y  tenga la receta siempre apuntada en tu libro de favoritos.Los ingredientes que necesitamos son muy fáciles de conseguir y seguro que mucho de ellos ya los tenemos en casa.

¿Que necesito?

3 claras de huevo
150 gr de azúcar glas
100 gr de harina
100 gr de mantequilla derretida y a temperatura ambiente
100 gramos de almendras fileteadas crudas (opcional)

¿Cómo lo hago?

Para conseguir estas simples y deliciosas galletas mezcla en un cuenco mediano las tres claras de huevo junto al azúcar glas hasta conseguir una textura lisa y justo aquí en este momento,  comienza a agregar los 100 gr de harina que han de estar tamizados para que a la preparación no le queden grumos. Por último incorporar de una sola vez la mantequilla derretida y a temperatura ambiente.  Notarás que la preparación queda firme y lisa,  ahora con la ayuda de una cuchara mediana, con  la parte cóncava,  forma discos de masa sobre una placa de horno con papel vegetal engrasado. Los discos tienen que ser de no más de 5 cm de diámetro una vez que lo tengas listo coloca cuatro o cinco trozos de almendras fileteadas sobre las galletas si así lo prefieres y llévalo a un horno fuerte a unos 200 grados más o menos durante 7 minutos exactos, presta muchísima atención cuando los bordes estén dorados retirarlas del horno y dejarlas enfriar por 15 minutos en la bandeja. Si quieres darle la forma particular de teja antes de que terminen de enfriarse y con mucho cuidado de no quemarte colócalas sobreun rodillo de cocina para que cojan la clásica forma de teja esto debes hacerlo inmediatamente  que salgan del horno. Tened muchisimo cuidado porque las galletas queman. 
Puedes conservarlas durante semanas en una lata cerrada. Las mías duraron un asalto.

Disfrútenlas y hasta la próxima receta¡¡¡



Por aquí  les dejo la plantilla que utilice para que todas las galletas me queden mas o menos del mismo tamaño. ;)